Riesgos de las radiografías durante el embarazo

Aunque está demostrado que la madre tiene que ser expuesta a grandes cantidades de Rayos X para que puedan afectar el desarrollo del feto, lo mejor es evitar las radiografías siempre que sea posible.

 radiografia

¿Hay algún inconveniente en hacerse una radiografía estando embarazada?

En general se recomienda no exponerse a Rayos X desde el momento en que puedas pensar que estás embarazada, aunque está demostrado que debe haber una exposición importante a Rayos X para que pueda afectar la salud del embrión. En general, se recomienda posponer las pruebas radiológicas a después del parto, y sólo realizar aquellas que sean imprescindibles y con una correcta protección de plomo en el abdomen. La dosis de radiación considerada de riesgo para el embrión es de 10 rads (unidad de medida de la radiación absorbida); teniendo en cuenta que una radiografía de abdomen te expone a 0,29 rads, si se considera preciso (por ejemplo en el caso de un accidente importante), podría realizarse alguna radiografía durante la gestación.