el parto

La donación de sangre de cordón umbilical

La sangre de cordón umbilical es muy rica en células madre. Las células madre de sangre de cordón umbilical son pluripotenciales y pueden resultar sobre todo útiles en el tratamiento de cánceres hematológicos (leucemias, linfomas…). Gracias a los bancos de sangre de cordón se ha salvado la vida de muchos niños con enfermedades hematológicas, por lo que cumplen una gran función de ayuda para la sociedad.

donacion-cordon-umbilical

¿En qué consisten los bancos públicos y privados de recogida de sangre de cordón umbilical?

La recogida de la sangre del cordón umbilical altruista se dona al banco público y posteriormente puede ser utilizado por cualquier persona que lo pueda necesitar. Además con estas donaciones también se realizan investigaciones para conseguir mejoras en los tratamientos de algunas enfermedades como podría ser la leucemia.

Los bancos privados de almacenamiento de cordón umbilical no están legalizados en todos los países, pero sí se suele permitir la extracción para enviar la muestra a un banco fuera del país. Se puede realizar donación en hospitales, públicos y privados, para lo cual la pareja lleva el kit de extracción que les da la empresa que se haya contratado.

Aunque en general se aconseja el uso de bancos públicos por varias razones, cualquier vía es válida y se respeta la decisión de los progenitores.

¿Cómo se realiza la recogida de sangre de cordón umbilical?

Después de pinzar el cordón umbilical se realiza la recogida de sangre del mismo mediante la punción de la arteria-vena umbilical. Esta punción se realiza sobre la parte de cordón que queda separada del feto y por tanto toda la sangre se obtiene de la placenta (es una muestra de sangre que de otra forma se perdería).

Para que la donación sea válida, el volumen de sangre umbilical debe ser de aproximadamente 100 ml. Así pues, la recogida de sangre de cordón no supone ningún riesgo ni para la madre ni para el bebé. Si no se realiza, simplemente se desecha el tejido.