Beneficios de practicar ejercicio físico durante el embarazo

En una gestación de curso normal, la realización de ejercicio físico moderado es totalmente segura para la madre y para el feto. En ausencia de complicaciones de la gestación, se recomienda realizar unos treinta minutos de actividad física moderada-intensa como mínimo tres veces a la semana a todas las mujeres embarazadas. 

86537095

¿Cuáles son los beneficios del ejercicio físico?

La actividad física durante el embarazo ha demostrado ser beneficiosa tanto para la madre como para el bebé. A nivel materno, se producen efectos beneficiosos a nivel físico y psicológico incluyendo mejor función cardiovascular, menor riesgo de desarrollar diabetes gestacional, mayor elasticidad en las articulaciones, menos problemas de obesidad y menor tasa de síntomas depresivos y de insomnio. Además, la realización de ejercicio alivia algunas de las sintomatologías comunes en las embarazadas como los edemas de extremidades y las lumbalgias. A nivel fetal, también existen algunos beneficios, como una reducción de la tasa de grasa corporal en el recién nacido, que se mantiene en etapas posteriores.

¿Puedo practicar cualquier tipo de deporte?

Las actividades que se han demostrado seguras durante la gestación incluyen actividades aeróbicas (andar, correr, bicicleta estática, natación, ejercicios acuáticos y aeróbic), estiramientos, yoga o Pilates. Por el contrario, están contraindicados el submarinismo así como los deportes con riesgo de pérdida de equilibrio o riesgo de traumatismo abdominal (equitación, esquí alpino, hockey sobre hielo, ciclismo).

Por otra parte, si tu actividad laboral te exige pasar mucho tiempo de pie, intenta descansar a menudo. En las profesiones que requieran estar mucho tiempo sentada, procura levantarte de vez en cuando y dar paseos.