noticias

Noticias científicas

Retrasar dos minutos el corte del cordón umbilical mejora el desarrollo del bebé

Cortar el cordón umbilical a los pocos segundos del nacimiento es una práctica rutinaria. Sin embargo, investigadores de Granada han demostrado que retrasar ese corte unos minutos hasta que el cordón deje de latir produce un mejor desarrollo del recién nacido durante sus primeros días de vida.

cordón-umbiical

Por qué cortar el cordón cuando deja de latir

Hacer una pausa antes de cortar el cordón umbilical tras el parto no es algo habitual hoy en día. Normalmente, unos segundos tras el nacimiento del bebé se le separa de la madre para que empiece a respirar de manera independiente. Si bien muchos médicos obstetras o comadronas lo hacen de acuerdo a su criterio y a las circunstancias del parto, una nueva investigación sugiere que tras un parto vaginal normal lo mejor es no cortar el cordón de inmediato, sino hasta que deje de latir, lo cual asegura que el recién nacido reciba toda la sangre proveniente de la placenta.

El estudio, realizado por científicos de la Universidad de Granada y el Hospital Clínico San Cecilio de Granada y publicado en la prestigiosa revista Pediatrics, revela que el tiempo de corte del cordón umbilical, también llamado clampaje del cordón, influye en la resistencia al estrés oxidativo de los neonatos.

El tiempo de corte

Para la investigación, los expertos trabajaron con una muestra formada por 64 mujeres sanas embarazadas que dieron a luz en el Hospital Clínico San Cecilio de Granada. Todas ellas tuvieron un embarazo normal y un parto espontáneo vaginal. A la mitad de los recién nacidos se les cortó el cordón umbilical a los 10 segundos, mientras que en la otra mitad esta operación se realizó de manera retrasada, a los dos minutos.

Los resultados obtenidos sugieren un efecto beneficioso del corte tardío del cordón umbilical, ya que produjo un aumento en la capacidad antioxidante de los recién nacidos a término y la moderación de los efectos inflamatorios en el caso de los partos inducidos.

Como explica Julio José Ochoa Herrera, autor principal de este estudio, el corte del cordón umbilical es una de las intervenciones más practicadas en los humanos y se tiene constancia de esta práctica quirúrgica desde hace siglos. Sin embargo, el tiempo de corte es un tema controvertido, que presenta diferencias tanto para la madre como para el neonato.

Los beneficios del corte tardío

Aunque las comadronas generalmente cortan el cordón de forma tardía, hasta hace poco se consideraba que esta práctica podía aumentar el riesgo de ictericia en el bebé y de hemorragia materna. Hoy, la evidencia científica no sólo ha descartado estos riesgos, sino que ha demostrado que dejar el cordón conectado hasta que deje de latir aumenta los niveles de hemoglobina y los depósitos de hierro del bebé, reduciendo el riesgo de anemia, lo que puede contribuir a que esta práctica se vuelva más general.

Por su parte, la OMS reconoce los beneficios de cortar el cordón después de varios minutos, sobre todo por los niveles de hierro que duran incluso hasta los seis meses de vida. Algo especialmente importante tanto para los bebés de bajos recursos y que tienen poco acceso a alimentos ricos en hierro como para los prematuros.  

Fuente: Pediatrics